viernes, 30 de mayo de 2008

>> Más o menos como el fari

Existe y creo que es una rumba, una canción que viene a decir algo así como -usted no puede pasar, oiga, la fiesta no es para feos-, lo que no tengo claro es si dice algo respecto al acompañante, el mío bien feo era y pasamos allí donde quiso que entrásemos, sin problema.

Allí donde estuvo su ex novia alli nos presentábamos nosotros al rato, haciendo una ruta en la cual sólo falló una vez, al parecer la tiene muy estudiada. Creo que no hay ni un solo garito que yo no conozca de esa calle en el barrio La Latina y como lo que tiene de feo lo tiene también en amable no vi que le hicieran ascos tampoco a la hora de cobrarle.

La chica que se llama Sara y necesito encontrar sus zapatos nos observaba bastante aunque al no parar de beberme no sé decir si esto era debido al contraste evidente que hacíamos él y yo o porque la gustan los feos. No puedo ser yo quien la guste puesto que ella iba acompañada por un rubio de los regulares en apariencia, me resultaría extraño pero bah, no preciso saberlo puesto que muy necesitada me tengo yo que ver para repetir con cualquiera.

No es que todos los guapos sean tontos, no, pero sí que todos los feos suelen ser listos, ahí está el Vicente sin tener que rodear la esquina de mi casa para encontrarlo, o ese que tanto habla amigo del tremendo, esto no suele fallar o será audacia o no sé pero tienen eso que entretiene y da resultado. Nos fuimos sin pagar en el sitio donde no estaba Sara dentro. Me dijo al ver que el camarero salía de la barra hablando por el móvil que no quería pagar pues nos estábamos bebiendo cualquier cosa y él no sé pero yo me estaba bebiendo todo lo que se me daba así que estábamos de acuerdo.

Se seguía encontrando enganchado a ella en muchos sentidos y así lo reconocía, insistía en que el rubio que la acompañaba no era nada formal y que todo podía volver a ser como antes, se pensaba realmente que ella pretendía retarle y me explicaba que por esto él aparecía conmigo. A mi me parece correcto que se me expliquen los motivos de mi contrato pero en ciertas ocasiones y esta era una de ellas me es irrelevante todo, yo con feos no me acuesto. La belleza es un concepto relativo y yo no pretendo ofender pero es lo que hay.

Creo que fue en el penúltimo bar donde estuvimos con su querida algo más allá hablando donde se lo hice saber. Ya llevaba un rato en que sus caricias y demás superaban la situación y mi cintura por lo que mientras me estaba mezclando el siguiente vodka le puse al corriente y me vino hablando de la justicia y la injusticia, cosa curiosa, como si hubiera alguna base para ello o en la vida haya destino, le escuché porque de todo se aprende pero no le hice caso.

La chica iba y venía ajena a este intercambio como también lo estaba en cuanto al paradero de su compañero a quien un rato antes vi salir del baño algo aturdido. Muy maja ella, ahí en el par de minutos que habló conmigo se llevó un cigarro, mi halago a su corte de pelo y dos guiños feos y encantadores al mismo tiempo. Al despedirnos de ella le observé y supe entonces claramente y sin matices a quien iría dedicada la paja que se hizo anoche o la de estos días o la próxima y me vine en uno de los últimos metros medio rayada, estática, me vine con la sensación de nuevo que además de zorra soy mala persona.

Mañana, temprano, salgo de la ciudad, espero que no nos llueva, me he comprado para la ocasión un vestido monísimo, azul metalizado de corte palabra de honor, me encantó.

[ aunque haya que regirse por la aclaración nº 3 porque existe y por algo está ahí, sé que la paja le pertenece a ella, soy egocéntrica y chula, sí, pero no imbécil ]

11 comentarios:

1400resacas dijo...

Debería existir algo, un foro o un club de amigos, sobre los rayados en el último metro. Se acabaría montando un club de la lucha o algo así, con carné de socio, trobades de germanor, y alguna publicación periódica con los mejores textos y vómitos para quien quiera dar a conocer lo que se le pasa por la cabeza/esófago en esos momentos.

... y como no, podríamos hacer algún partidillo de futbol contra el club de amigos de pajilleros dedicados a las "ex". Se iban a cagar.

Anónimo dijo...

Soy ex de Iniesta, si tanto te gusta le tienes que echar un polvo porque en la cama es tremendo...en serio.

W. Somerset dijo...

ley de ósmosis: dos sustancias de diferentes densidades separadas por una pared semipermeable... con el tiempo intercambiarán partículas hasta que en ambos lados las sustancias tengan la misma densidad.

ley de los vasos comunicantes. Dos recipientes con distintas cantidades de líquido. Si los haces comunicar por un tubito, el recipiente con más líquido perderá, y el que menos tiene ganará... hasta que ambos recipientes contengan exactamente la misma cantidad.

Esto de los guapos/as y los feos/as es igual, Clara. El objetivo de la vida social de un ser humano es ser aceptado, y en lo afectivo es encontrar otro cuerpo. El guapo no tiene que hacer el menor esfuerzo para traspasar esa barrera. El feo tiene que darle a la cabeza para conseguirlo. Al final ambos llegan al mismo lugar, y follan igual. Pero por diferentes cualidades. De no ser por esa ley universal que tiende a estabilizarlo todo, yo seguiría siendo virgen con 31 tacos.

Si vuelves a ver a ese cliente, dile que también se folla con ese careto, que no se preocupe y que la Sandra es una pedorra. Ya aparecerá otra.

Southmac dijo...

Todo es mucho más simple. La humanidad se está extinguiendo porque soléis tener hijos con los más abyectos macarras hijos de puta. Es así. Os pone el machito subnormal (guapísimo) y estamos creando un planeta de anormales genéticamente tarados.

Un saludo optimista de un listo que no es feo, jaja

Anónimo dijo...

Fresca y genial como siempre. A ver cuando vuelves por tierras charras que me ha dicho una ranita que te echa de menos...

Un salmantino

Anónimo dijo...

Me acuerdo yo de una serie de tv anti-graciosa y anti-dramatika en la que el señor fary, hace ya unos años, trabajaba de taxista para mantener a su familia. Creo recordar que se llamaba "Menudo es mi padre", pues bien, siempre pensé que la productora habia errado completamente con el titulo y eso que lo tenian facil...."Mi padre es menudo" hubiese quedado mucho mejor....
Espero que,como yo, te hayas fumado un buen kanuto antes de leer esto, de lo contrario y sin kerer repetirme, este comment es "infumable"
Bilbo

Clara dijo...

1400DETALLES. ¿Insinuas entonces que las pajas a las ex- es algo muy recurrente o cómo?


TÚ, ANONIMO/ANONIMA. ¿Por qué, por qué, por qué? a mi explícame que yo me entere.


SOMERSET. Divino, qué cosas aprende una. Ya hablé de la belleza como concepto relativo y eso es muy amplio, lo podemos juntar todo en el vaso/recipiente medio lleno o medio vacío...
¿cuando me vas a hablar de tus pies?


SOUTHMAC. Que me ponen más bien los subnormales es un hecho, pero lo de machitos vamos a dejarlo, yo como que me digo "para chulerías ya están las mías"... generalizas y yo no estoy de acuerdo.
Y los feos son los que hacen país, eso está claro.


SALAMANQUESO. No ha vuelto a salirme la posibilidad de ir y por mi cuenta no me apetece, me da pereza, me supo a poco, ya sabes.


BILBO'O. Los porros mañaneros me dejan tonta para el resto del día y no es plan, hoy tengo muchas cosas que hacer.

1400contracturas dijo...

Insinuo que visto sus explicaciones el tío por supuesto que se pajeará pensando en la novia. Se me pasó por alto la expresión que escribes de "retándole" (ella a él). En tal caso se debe arrear unas pajas de ésas de tendinitis jejeje

Si la pregunta era personal, pues sentido común al canto: va por épocas y depende de cómo termine la historia. No?

Clara dijo...

1400LUMBARES? No se te pasó por alto, no. Es del verbo retar, la citó él no yo.
El morbo es lo que tiene, creo que tienes razón.

1400crucesdesentido dijo...

jajajaja lo de las contracturas iba por el tío ése! anda que si de una paja acabas con las lumbares contracturadas...

Y a lo mejor es por morbo, o porque si tan pillado está cuando se la follaba tocaría el cielo de éxtasis, y las pajillas le deben recordar esos momentos en los que los pies se le despegaban del suelo. Teorizo yo, vamos.

Clara dijo...

Vale, sí, creo que me apunto yo también a esa teoría.


En qué zorreas